sábado, marzo 26, 2011

La Resurreccion de Jesucristo - John MacArthur



El Tema central del evangelio es la Resurrección de Jesucristo.

Nuestro Señor, al resucitar, cumplió cabalmente todo lo que dijo acerca de sí mismo, y cumplió innumerables profecías escritas en el Antiguo Testamento.

Si bien en principio los apóstoles no parecían estar seguros de muchas de las cosas que Jesús les diría durante su ministerio, una vez vieron a su maestro resucitado, y con la asistencia del Espíritu Santo, comprendieron todo lo que Él les había dicho. Comprendieron su mensaje, entendieron la culminación de la revelación de Dios y nos dejaron esa revelación escrita en lo que conocemos como el Nuevo Testamento.

Dios el Padre ratificó el sacrificio de Cristo (Dios el hijo) al permitirle vencer la muerte. Jesús hizo lo que nadie ha hecho en toda la historia de la humanidad: se levantó de la tumba. De esta manera confirmó su naturaleza divina, y sentó las bases para nuestra fe cristiana, la única y verdadera fe en el único y verdadero Dios.

Es así como nosotros los cristianos recordamos cada domingo la resurrección de nuestro Señor Jesucristo, y nos aferramos a las promesas de vida eterna, en cuerpo glorificado, tal como Él lo hizo una vez. Cristo, las primicias. Luego nosotros seremos levantados en cuerpo glorificado, cumpliéndose así la cadena de la salvación que Pablo enseña en Romanos 8:28-30 (Predestinados, llamados, justificados y glorificados). De gracia hemos recibido esto!

A nuestro Padre, a nuestro Señor Jesucristo y al Espíritu Santo sea toda la gloria!